10 Malas Excusas para no ir a la Iglesia

noviembre 26, 2014 | Por: Transit Radio | Blog

El crecimiento espiritual proviene de la suma de una relación con Dios a través de la oración, su palabra, y estar con otros cristianos. No ir a la iglesia y decir que no es necesario es como alguien que dice que quiere ser más fuerte y ponerse en forma, sin embargo, nunca pasa tiempo aprendiendo a se ejercitar y alimentarse de una manera saludable. Luego se pregunta por qué no ha cambiado nada en su vida, o tal vez incluso llegan a estar peor, en su vida espiritual que el año anterior. Dios ha ordenado que la iglesia local sea la manera en la que Él quiere construir cristianos espiritualmente maduros.

Por favor, comprende que no estoy diciendo que nunca debes dejar de ir a la iglesia (por algún motivo justificable), pero cuando usted dices que es importante para tu vida espiritual e intentas enseñar esto a tus hijos, entonces necesitas cumplir ese compromiso. No busques razones para quedarte en casa cuando tu relación con Dios y su Palabra son tan importantes para tu crecimiento espiritual.

“Estoy muy cansado”
Uno de los 10 mandamientos es tomar un día de descanso cada semana. Se nos dice honrar a ese día-protegerlo como si se tratara de algo valioso. Dios incluso modeló este día de descanso cuando descansó en el séptimo día de la creación. Sin embargo, hemos creado tanto ajetreo en nuestras vidas que tenemos problemas para frenar de manera que podamos disfrutar de un tiempo regular con Dios. El propósito del día de reposo no es solo para dar a nuestro cuerpo un descanso sino también para que podamos estar en comunión con Dios y sin las preocupaciones del mundo perturbándonos en ese momento. Si usted está demasiado cansado para adorar a Dios el fin semana, es por que usted creo un ajetreo que Dios nunca tuvo la intención de crear.

Es cierto que hay temporadas de mayor actividad en nuestras vidas, pero debemos reconocer que hemos creado un sentido inadecuado de urgencia si estamos demasiado cansados para reservar un tiempo para adorar a Dios en Su casa. Esta urgencia y la falta de descanso es física y espiritual.

“Estoy muy ocupado(a) por mis hijos” 
Nosotros como padres necesitamos para ayudar a nuestros niños a aprender la disciplina y la responsabilidad. También debemos ayudar a protegerlos de las malas decisiones que afectan su relación con Dios. Si asistir a la iglesia es una prioridad para usted, será mucho más fácil para sus hijos ser una prioridad para ellos. Sea un buen ejemplo para ellos.

“Me levanté tarde”
Hay veces que esto sucede. Pero ¿Todas las semanas? ¿Con qué frecuencia no vas a trabajar porque te quedabas dormido durante 30 minutos?
Tal vez deberíamos ser menos jactancioso acerca de nuestra falta de disciplina.

“Los bancos (sillas) son demasiado duros”
Nadie se ofendería si llevas un pequeño cojín para sentarse. Sé que a nadie le gustaría oír hablar de la cantidad de cosas más difíciles que se encuentran en otros países, pero esta es una de esas áreas en las que realmente no debería quejarme. Vuelvo a pensar en los muchos servicios de la iglesia que he estado en donde nos hemos sentado en bancos duros 2 y 3 servicios por día y nunca oímos a nadie quejarse que la roca en la que están sentados es demasiado dura. Ni siquiera las viejas abuelas de 90 años se quejan.

“Hace demasiado calor / frío”
Si hace demasiado frío, ponte un suéter. Si esta demasiado caliente, lleva un ventilador. No dejes que unos cuantos grados te impidan aprender de la Palabra de Dios .

“La iglesia está llena de hipócritas”
Vi este dicho recientemente y pensé que era apropiado: Decir que usted no va a la iglesia a causa de los hipócritas es como decir que no va a ir al gimnasio debido a la gente gorda. No deje que otros te impidan hacer lo que es correcto.

“El predicador predica demasiado tiempo / fuerte / suave”
Esto podría ser un problema con el predicador, pero también podría ser un problema contigo mismo. ¿Tienes hambre por el mensaje de Dios? ¿Por lo menos quieres escuchar lo que Dios tiene para ti? Sé que Dios nos habla a través de Su Palabra, pero que también utiliza a los que Él ha dado el cargo de enseñar su Palabra.

Ora y pídele a Dios que te dé un hambre por su palabra. Pídele que te dé el deseo de aprender del predicador. Podría ser que el predicador necesita sus oraciones y ayuda para saber cómo presentar el mensaje de Dios de una manera que le ayude a aprender.

“He oído todo esto antes”
Un evento gracioso se llevo a cabo hace unos meses en un servicio de domingo por la noche con nuestra hija. El pastor estaba predicando el Génesis y contando la historia de Adán y Eva. En lugar de prestar atención nuestra hija comenzó a tocar y actuar aburrida con el mensaje. Mi esposa le pidió que se sentara y prestara atención. Nuestra hija se quejó, “Pero, yo ya he escuchado esa historia!”

¿De verdad crees que has agotado las profundidades de la Palabra de Dios? Hay gente que pasa toda su vida estudiando la Biblia con ganas de entenderla mejor. Pídale a Dios que le de un deseo de oír todo de nuevo.

“La Iglesia es aburrida”
La adoración pública con otros cristianos no siempre puede ser la cosa más emocionante para hacer, sin embargo, también podría ser una cuestión de mi propia condición del corazón y mi actitud que hace que la iglesia sea menos interesante. Hay muchas cosas que hacemos porque sabemos que son buenas para nosotros, no sólo porque nos gusta hacerlas.

Tal vez has oído decir a la gente algo como esto: “Solía odiar el ejercicio, pero me encantó la forma en que me hizo sentir bien. Ahora que se ha convertido en un hábito, Odio la falta de rutina diaria. “Cuando nos volvemos más fuertes, como cristianos, y estamos “más cerca de Dios” es que aprendemos a desear aquellos tiempos de adoración y comunión con otros hermanos y hermanas en Cristo.

“Voy a ir después cuando esté mejor … O bien, voy a ir ya que no esté pecando…”
Muchas personas piensan que Dios no los aceptará hasta que renuncien a algún pecado en particular o empiecen a hacer alguna determinada cosa. Lo que ellos no toman en cuenta es que tenemos una naturaleza que lucha con la antigua; por lo tanto, nunca tendremos victoria por no hacer las cosas correctas. Tenemos la salvación concedida a nosotros por la gracia de Dios. Nuestra vida cristiana diaria es otro regalo. Debemos desarrollar un hambre y sed de la Palabra de Dios y de su cuerpo, la iglesia. Si esperas hasta que sea perfecto para comenzar la adoración a Dios con su pueblo, entonces no entrarás por las puertas de una iglesia nunca.

No permitas que las malas excusas te impidan de asistir a la iglesia y crecer espiritualmente en la Palabra de Dios. Pídele a Dios que te ayude a desarrollar una nueva actitud hacia su casa y determina pasar un tiempo con el Señor en el culto de esta semana.

Por: PASTOR CARLOS VARGAS VALDEZ

© Copyright Transit Radio y www.radio.transitmg.com. Queda totalmente prohibido la copia o utilización de este artículo sin la autorización total o parcial de Transit Radio y www.radio.transitmg.com.  

PUBLICIDAD
New Release Tuesday

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


+ 9 = dieciséis

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>